"El contenedor de DENIOS nos salvó la vida"

Incendio en Uelzen (Alemania): Un contenedor modular lleno de inflamables protege a los bomberos y evita un desastre medioambiental.

Un contenedor modular lleno de inflamables protege a los bomberos y evita un desastre medioambiental.

Un contenedor de DENIOS resistente al fuego lleno de productos inflamables ha sido el único mobiliario que ha quedado en pie en el incendio de una fábrica de muebles en Uelzen (Alemania).

 

Los bomberos de un pueblecito rural de Alemania han escapado de una muerte certera. El contenedor modular resistente al fuego REI 90 minutos concebido y fabricado por la empresa DENIOS les ha salvado la vida.

El incendio se declaró en los locales de una fábrica de muebles de madera en la localidad Alemana de Uelzen en donde son utilizados grandes volúmenes de pinturas, barnices y disolventes en los procesos de fabricación. Y para agravar mas aun la situación, la estructura principal del edificio había sido construida también en madera.

En el momento mas virulento del incendio, el calor y las llamas eran tan intensas que, la estructura de una ventana de PVC y las luminarias exteriores de la propiedad vecina se fundieron literalmente.

Los bomberos lucharon contra el fuego durante varias horas antes de poder controlarlo. En el transcurso de la extinción decidieron trepar sobre lo que ellos creyeron que era un garaje construido en el interior de la fábrica con el fin de poder controlar mejor la zona incendiada.

No fue hasta el día siguiente, en el momento en que los oficiales al cargo de la investigación accedieron a abrir el habitáculo en cuestión cuando se dieron cuenta de que sus colegas habían estado subidos literalmente encima del contenedor de almacenamiento de la fábrica que estaba repleto de líquidos inflamables.

Como muestran las imágenes tomadas en el lugar del incendio, la estructura ha permanecido intacta y ha resistido a las altas temperaturas alcanzando los 1100ºC. Además, en el momento en que los investigadores abrieron las puertas pudieron comprobar que la parte interior de las mismas apenas estaba dañada y que ninguno de los materiales, alta y extremadamente inflamables que se encontraban almacenados en el interior, se vio afectado por las llamas ni causó peligro alguno a los bomberos. "El contenedor de DENIOS nos salvó la vida" declaró uno de los bomberos participantes en la extinción con expresión a un tiempo de susto y alivio.

Esta hazaña técnica ilustra las capacidad de fabricar contenedores seguros del Grupo DENIOS y pone de relieve de manera clara y precisa las razones que han hecho de DENIOS el líder europeo en el sector del almacenaje de productos químicos y peligrosos y de la protección al medio ambiente.