Grandes recipientes en almacenamiento compacto

Grandes recipientes en almacenamiento compacto

El almacenamiento de sustancias peligrosas representa siempre una reto especial para las empresas. Cuando se almacenan solo unos cuantos bidones de 200 litros o GRG/IBC de 1.000 litros, ya no basta con un armario de seguridad, pero un gran almacén resulta sobredimensionado y costoso. Para estos casos hemos desarrollado una solución económica que permite alojar pequeñas cantidades de recipientes grandes ahorrando espacio y de manera segura: nuestros depósitos para sustancias peligrosas.

Almacenamiento seguro tanto en el interior como en el exterior

Tanto en Europea como en España existen diversas normativas de obligado cumplimiento a la hora de diseñar un almacén de sustancias peligrosas, lo cual repercute inevitablemente en las características del equipamiento, por ejemplo del cubeto de retención. En caso de derrame, éste debe ser capaz de retener el recipiente más grande situado sobre él o mínimo el 10% del volumen total almacenado, la que sea mayor de las dos cantidades. Los depósitos para sustancias peligrosas han sido desarrollados para almacenar bidones estándar de 200 litros y GRG, por lo que el cubeto de retención integrado de serie garantiza el volumen de retención prescrito.

Los fabricantes nos enfrentamos al reto principal de fabricar productos que satisfagan todos los requisitos legales pero además damos especial preponderancia a la facilidad de uso. Por ejemplo, dependiendo del modelo o del equipamiento, nuestros depósitos para pequeños recipientes y bidonespermiten el almacenamiento vertical u horizontal de bidones de 60 litros, pudiendo colocar los pequeños recipientes en estanterías integradas opcionales. Ciertas series de modelos pueden equiparse con soportes de llenado para operaciones de vaciado y dosificado y las versiones con una altura mayor interior permiten una carga del depósito segura y cómoda. El equipamiento incluye alojamientos para horquillas o espacio libre inferior suficiente para para permitir el tránsito por debajo y facilitar el transporte con carretilla elevadora o traspalet.

Los almacenes al aire libre revisten gran interés para la mayoría de empresas, pues evitan ocupar un precioso espacio de producción. Los depósitos para sustancias peligrosas poseen un sólido cerramiento superior, permitiendo un almacenamiento techado en las instalaciones de la empresa. Según el modelo, la inclinación especial del techo con canalones para la lluvia integrados ayuda a desviar el agua por la parte posterior. Las puertas pueden cerrarse con cerradura para la protección frente a un acceso no autorizado.

Depósitos de acero para sustancias peligrosas

Los depósitos de acero son adecuados para el almacenamiento de sustancias contaminantes, tóxicas o inflamables según Reglamento APQ (atendiendo a ciertas distancias de seguridad en este último caso). Constan de una sólida estructura de chapa de acero y disponen de ventilación natural. El cubeto de retención integrado ha sido fabricado y probado conforme a los requisitos de la normativa alemana sobre cubetos de acero (StawaR).

Ver todos los depósitos de acero

Depósitos de plástico para sustancias peligrosas

Los sistemas de retención de acero son menos aptos para el almacenamiento de líquidos agresivos, tales como ácidos y bases, siendo más recomendables los depósitos de sustancias peligrosas en plástico. El polietileno (PE) es un plástico que ofrece una elevada resistencia a ácidos y bases y demás líquidos contaminantes pero no inflamables. Resulta mucho más económico que el acero inoxidable, que puede presentar una resistencia comparable.

Los cubetos de retención en PE no se rigen según la norma alemana StawaR, sino que pertenecen a los denominados "productos de construcción no regulados". En ese caso, se emite una Homologación General de Construcción por parte del Instituto Alemán de Técnicas Constructivas (DIBt).

Zum Sortiment


Productos recomendados


La información recogida en esta página ha sido cuidadosamente preparado por DENIOS SL de acuerdo con nuestros conocimientos y nuestro principio de honestidad. DENIOS SL no puede asumir ninguna garantía ni responsabilidad de ningún tipo, ya sea de manera contractual, ilícita o de cualquier otra forma, por la puntualidad, integridad y corrección, ni hacia el destinatario de esta revista ni ante terceros. El uso de la información para su propio uso o para otros fines es bajo su propio riesgo. En cualquier caso observar la legislación local vigente.


¿Quiere más información?
Llame al teléfono gratuito   900 37 36 15
para hablar con uno de nuestros expertos.