Almacenamiento de líquidos inflamables en caso de poco espacio disponible

Almacén con estanterías para productos químicos

Necesidad del usuario:
Una empresa precisaba capacidad de almacenamiento adicional para pinturas en base disolvente para el estampado de productos laminados.

El acceso al nuevo lugar de almacenamiento debía estar a poca distancia de la producción para no dificultar el proceso de fabricación.

Además, debía ser transportable y ofrecer un aprovechamiento variado del espacio interior. Por otro lado, había que cumplir con las leyes y reglamentos relativos al almacenamiento de líquidos inflamables.

La solución:
DENIOS propuso como unidad básica un almacén con resistencia al fuego REI 120 en acero con puertas batientes.

Toda la estructura es resistente al fuego, está equipada con puertas T90 y el sistema al completo está diseñado para resistir al fuego durante 120 minutos tanto desde el interior como desde el exterior.

Los sistemas de estanterías de altura variable y ajustable flexibilizan el empleo del interior, apto de este modo para el almacenamiento desde IBCs hasta pequeños recipientes.

La calefacción y ventilación, aptas para zonas EX, posibilitan la protección de las tintas de impresión frente a bajas temperaturas y la renovación de aire prescrita.

Los cubetos de retención cumplen las indicaciones de las normativa vigente y los ganchos superiores para grúa hacen posible el posterior traslado del almacén.

Resultado y uso:
La solución propuesta por DENIOS fue fiel a los requisitos legales y a las necesidades individuales. En caso de requerir una reubicación posterior, el almacén puede trasladarse sin ningún tipo de problema.